lunes, 31 de diciembre de 2012

Última nota del año




El alma es una parte de importante en los instrumentos de cuerda frotada y pulsada.
En los instrumentos de arco (violín, viola, cello, contrabajo, etc.) es una varilla cilíndrica de madera que se coloca de forma perpendicular a las tapas del instrumento, por el interior y por debajo del puente, y que soporta el peso de la presión de las cuerdas tensadas. Cuando el alma está floja el mástil se dobla ligeramente debido a la tensión de las cuerdas.

***
Se oyó un intenso suspiro, un suspiro cálido, cercano y emocionado, un suspiro en tiempos marcados, luego, suavemente, todo quedó con un silencio blanco.

Un oboe inició un desfile de intensas notas, profundas y coloridas. Al oirlas, los presentes quedaron emocionados. Dos violines, muy bien afinados, continuaron en un baile de partitura sencilla, con diferentes latidos en sus cuerdas de sonidos elevados. Por entre la melodía surgió solitario y elegante un clarinete con el delicado silbido del viento lento y prolongado, un suspiro de sedas musicales acarició lentamente la piel, el pensamiento y los labios. A continuación un regio piano se impuso durante unos minutos con una magnífica interpretación de cómo se siente por dentro la tristeza, el dolor, la ausencia o el desamparo. Los últimos compases fueron hechos con la melodía suave de un viejo instrumento de madera, de muchos años. Pero en su última nota algo sorprendió, salió de él un largo e intenso lamento, un quejido musical prolongado, como cansado, más bien exhausto. Tras ese instante, todo sonido se fue apagando. 

Al día siguiente nadie comentó nada, el suceso no se hizo eco, como solía ser costumbre, en los principales diarios. Aquella última nota... había desentonado tanto que afeaba demasiado un evento de esas características, mejor no comentarlo.

Sin embargo, varios días después un escrito en un periódico local desarrollaba la noticia de esta manera:

"Magnífico concierto de NocheBuena, digno del nacimiento de un Niño Dios. Su última nota, con un sonido envolvente y extraordinario ha descendido de los cielos para posarse en unas manos. Se nota que su creador con un infinito cansancio de años entregaba, en esa última nota, el alma sabia y reposada de aquel viejo Stradivarius". 
***

Y así termina esta historia, como terminan las bellas historias, con una Lágrima chiquitina y una especial y sentida última nota del año.

2 comentarios:

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Una Luz Maravillosa...


Gracias.


Un fuerte abrazo.

ñOCO Le bOLO dijo...


· Me gusta esa acepción de alma.
· Te deseo un alma fuerte.

· CdN

· CR · & · LMA ·